El Cádiz afronta una semana de entrenamientos excepcional, por aquello de descansar este fin de semana debido a que su enfrentamiento de esta jornada era ante el descalificado Reus, pero en la que ha vuelto a la normalidad tras recuperar a los internacionales Darwin Machís y Manu Vallejo, convocado por primera vez con la selección española sub21.

El canterano cadista, que ha tenido minutos tanto en Granada como en Algeciras con el conjunto de Luis de la Fuente, ha sido uno de los protagonistas en los entrenamientos del conjunto amarillo al pasar por la sala de prensa de la Ciudad Deportiva Bahía de Cádiz para explicar las sensaciones que sintió al vestir la elástica del combinado nacional.

El futbolista natural de Chiclana explicó que “no ha cambiado nada, sigo siendo el mismo que cuando me fui a vivir una semana muy bonita”. Vallejo, además, se unió al nuevo discurso una vez que se ha alcanzado la permanencia en la categoría de plata y confesó que “tenemos que intentar meternos entre los seis primeros”. Un objetivo del que ya han hablado diversos futbolistas de la primera plantilla.

Por tanto, y con todos los efectivos recuperados (incluyendo al lesionado Jon Ander Garrido), el Cádiz ya trabaja pensando en el duelo en el Ramón de Carranza ante el Real Zaragoza el próximo lunes 8 de abril, 14 días después del último encuentro liguero de los amarillos, que descansarán también de los entrenamientos el fin de semana y volverán a aparecer por El Rosal el lunes, toda vez que Álvaro Cervera ha concedido un parón a sus jugadores.