Marcos Ramírez completó una actuación sobresaliente en el Gran Premio de Valencia, en la última carrera del año. En Moto3, el piloto natural de Conil de la Frontera consiguió acceder a la tercera posición del podio después Jorge Martín y Joan Mir, en un cuadro de honor formado exclusivamente por pilotos españoles.

Así, el conileño igualó su mejor marca de la temporada, que lo había conseguido en tierras alemanas. Eso sí, su papel en líneas generales ha sido realmente meritorio pues sólo se ha quedado sin puntuar en cuatro carreras en toda la temporada.

La campaña de Marcos Ramírez ha sido muy positiva, terminando el piloto gaditano en una notable octava posición con un total de 123 puntos en su casillero particular. Un gran broche para un piloto que sigue al alza.